La Reunión General de los Domingos inicia a las 10:30 am

miércoles, 7 de marzo de 2012

Considera tus Malvados Pecados a la Luz de la Misericordia y las Advertencias de Dios


8.3

Mientras más misericordia he recibido de Dios, mayor ha sido mi pecado.

Has criado hijos y los has engrandecido, pero ellos se han rebelado contra ti. *

Te he pagado, oh Jehová, como alguien loco e ignorante: Eres mi padre que me creó, que me hizo y estableció, pero mi marca no ha sido la marca de tu hijo. *

No he correspondido al bien que se me ha hecho. *

8.4

Cuanto más clara es la advertencia que he recibido de la Palabra de Dios y de mi propia conciencia con respecto al peligro del pecado y el peligro por el pecado, mayor es el pecado si permanezco en él.

A menudo he sido reprendido y he endurecido mi cerviz, * y he seguido rebelde por el camino de mi corazón. *

Has enviado a mí diciendo: “¡No hagas esta cosa abominable que yo aborrezco!” Pero no he oído ni inclinado mi oído. *

La Palabra de Jehová me ha sido mandamiento tras mandamiento y línea sobre línea; *y aunque he considerado en un espejo mi rostro natural, me he ido y en un instante he olvidado cómo era. *

No hay comentarios:

Publicar un comentario

por favor escribe comentarios que EDIFIQUEN